Cerca de una treintena de municipios acogerá las exposiciones del nuevo proyecto del Área de Cultura y Juventud, Itinera

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Teniendo en cuenta que un cuadro sólo puede ser contemplado con todo detalle a escasos centímetros de distancia, y también que en muchas ocasiones los pueblos están demasiado alejados de esos marcos dentro de los cuales se exponen, desde óleos hasta fotografías, era necesaria la creación de un proyecto que, de manera organizada llevase parte del patrimonio plástico con el que cuenta la Diputación hasta los rincones donde se dibuja la propia provincia.

De este modo, y comenzando por el mes de julio, Sebúlcor, Carbonero el Mayor, San Martín y Mudrián, Espirdo y Arcones serán las primeras localidades en experimentar las sensaciones de ‘Itinera', una iniciativa tan cercana como viajera, que una vez cumplidos treinta días se volverá nómada y se irá con los marcos a otra parte.

Según han explicado el presidente de la Diputación, Francisco Vázquez, y la diputada de Cultura y Juventud, Sara Dueñas, presentes en la rueda de prensa de presentación del programa, éste consiste en tres exposiciones de fotografía, una de grabados y otra de óleos, que ofrecerán a los segovianos conocer la vida, las costumbres y los paisajes de la provincia a través de los puntos de vista y las técnicas de diferentes artistas de distintas épocas. Cada 30 ó 31 de mes, las muestras cambiarán de alojamiento, pudiendo ser visitadas hasta en seis municipios diferentes de julio a diciembre.

La primera de estas exposiciones es ‘La vuelta de los resineros', que por orden cronológico será recibida en Sebúlcor, Ortigosa del Monte, Carrascal del Río, Palazuelos de Eresma y Cantalejo. La colección se encuentra bajo la firma de Diego Gómez, ganador de la primera beca de Fotografía Documental del Instituto de la Cultura Tradicional Manuel González Herrero, y está compuesta de medio centenar de imágenes que muestran un oficio, el de los resineros, que ha tenido épocas de mayor y menor gloria, y que en los últimos años, gracias también al trabajo de las instituciones por dar a conocerlo, ha vuelto a cobrar importancia de cara al conocimiento general de las tradiciones de la provincia.

Entre los expositores de fotografía, también figurará el merecedor de la segunda de estas becas otorgadas por el Instituto de la Cultura. ‘Cultura Pastoril', obra de Fran Bernardino, dará inicio a su itinerancia por las salas segovianas en Arcones durante el mes de julio. En agosto será recibida en Collado Hermoso, mientras que en septiembre llegará a Mata de Cuéllar. Fuentepelayo, El Espinar y Campo de Cuéllar serán las últimas localidades que la exposición, centrada en el proceso productivo, la manufactura tradicional, el pastoreo o incluso la arquitectura industrial del sector ovino, visitará en los meses de octubre, noviembre y diciembre.

La última selección de imágenes procedentes de una cámara dentro de ‘Itinera' es ‘Memoria y lugar. Segovia en la fotografía' con imágenes del artista Otto Wunderlich. El alemán fijó su objetivo durante las décadas de 1920 y 1930 en la provincia, y en Espirdo, Valverde del Majano, Sepúlveda, Martín Muñoz de las Posadas, Otero de Herreros y Fuenterrebollo tendrán la ocasión de imaginar, gracias a sus positivados, cómo era la Segovia de entonces, qué inquietudes tenían sus vecinos o cuál era el paisaje general de sus rutinas.

De la fotografía, ‘Itinera' pasa a los grabados de Justino Santos Domínguez, con una muestra a la que se ha puesto por título ‘Encajes de cal y arena' y que se compone de 36 piezas enmarcadas en madera de haya.  A través de sus obras, el artista procura mostrar, mediante aguafuertes, aguatintas y fotograbados  la visión de la evolución del esgrafiado segoviano en distintos monumentos y edificios, así como en épocas como la medieval o el Renacimiento.

Y como era de esperar, en esta primera edición de ‘Itinera', según han explicado los organizadores, tampoco faltará la pintura. Pese a que la Diputación cuenta con fondos con siglos de Historia y distintos y variados estilos, para esta ocasión el Área de Cultura y Juventud ha optado por seleccionar lienzos del siglo XXI; cuadros realizados por los pintores becados por la Real Academia de San Quirce entre los que se encuentra los más valorados de las últimas generaciones. ‘Pintores del paisaje 2000' viajará en julio a San Martín y Mudrián, en agosto a Hontanares de Eresma, en septiembre a Torrecaballeros, en octubre a Santa María la Real, en noviembre a Zarzuela del Monte y en diciembre a Bernardos.

De esta manera quedará programada una primera convocatoria de ‘Itinera' que nace con la idea de seguir ofreciendo a los ayuntamientos y las salas culturales de los distintos municipios de la provincia, la oportunidad de convertirse por unos días en galerías de arte, con obras cuidadosamente seleccionadas, para que también el público pueda sentirse, por instantes, recorriendo las salas de los centros expositivos de la capital.

Comments are now closed for this entry