Un nuevo incendio afecta a Navalilla

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

En torno a la una y cuarto de la tarde las llamas han vuelto a hacer acto de presencia en las inmediaciones de la localidad segoviana de Navalilla, municipio que ya sufrió un gran incendio hace menos de tres semanas. Según las primeros indicios, el fuego se ha originado en una cuneta alcanzando con rapidez una zona de pasto. El viento y la sequedad del terreno han hecho que el fuego adquiriese con velocidad un pinar situado al norte del pueblo, en dirección a Aranda de Duero.

En la zona ya se encuentran trabajando tres helicópteros, dos hidroaviones INFOCA del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, cinco cuadrillas y siete agentes medioambientales. La Junta de Castilla y León ha decretado el nivel 1 de alerta por razones operativas con el objetivo de contener un incendio que en forma de cono está avanzando hacia Fuente el Olmo de Fuentidueña, sin que por el momento corran peligro ni la población ni las instalaciones.

Con la llegada de los hidroaviones INFOCA se espera poder controlar con mayor rapidez las llamas. En esta ocasión, y a diferencia del fuego originado hace 19 días, los efectivos disponen de más horas antes de que caiga la noche para luchar contra un incendio que no está controlado y que continúa avanzando, por lo que no se puede realizar ninguna previsión en cuanto a su control.

Desde la Junta de Castilla y León realizan un llamamiento a la prudencia de los ciudadanos debido al alto riesgo meteorológico de incendios esperado durante los próximos días, tanto por las altas temperaturas como por la posibilidad de vientos de componente sur superiores a 20 kilómetros por hora.
Menos de tres semanas después

El pasado 15 de junio, 137 hectáreas del pinar de Navalilla fueron arrasadas por un incendio que estuvo activo durante varias jornadas. La cercanía de las llamas al municipio provocó que una treintena de vecinos tuvieran que ser desalojados temporalmente de sus viviendas el pasado jueves y que la Junta de Castilla y León declarara el nivel 2 de peligrosidad, el más alto en una escala de tres.

Un total de 164 personas llegaron a trabajar simultáneamente para estabilizar el fuego y asegurar el perímetro, entre ellos la Unidad Militar de Emergencias con el apoyo material de cuatro helicópteros y doce autobombas, además dos cuadrillas terrestres, dotaciones de Bomberos de Sepúlveda y Segovia o cuatro cuadrillas helitransportadas.

También han participado en las labores dos técnicos, ocho agentes medioambientales, un avión anfibio del Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente, y el Puesto de Mando Avanzado del 112.


Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar