Lope Tablada de Diego, pintor de Sepúlveda (MUSEO)

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
El antiguo Registro de la Propiedad, recién rehabilitado, alberga una treintena de obras, donadas por la familia del artista que amó y pintó apasionadamente la villa
 
 
Perteneciente a una saga de pintores –lo fue su padre, Lope Tablada Maeso, y lo es su hijo, Lope Tablada Martín-, Lope Tablada de Diego nació en Segovia en 1903, comenzando su aprendizaje al lado de su padre y ya con diez años en la Escuela de Artes y Oficios de la ciudad (en la que fue destacado alumno), para pasar posteriormente a la Academia de Bellas Artes de San Fernando, momento en el que ya empieza a exponer en los Salones de Otoño madrileños (una costumbre que continuará durante buena parte de su vida).
 
Acabados sus estudios, los años treinta nos dejarán entre otras obras (que incluyen varios retratos) las primeras pinturas que decoran el Mesón de Cándido, un enorme proyecto que, iniciado en 1933 se irá completando a lo largo de 41 años, deteniéndose a su muerte.
 
La década de los cuarenta será una época en la que sus planteamientos estéticos irán madurando, centrando cada vez más su actividad en Segovia y Sepúlveda. A esta última villa dedicará buena parte de su producción en los años siguientes, sobre todo entre los años de 1949 y 1957, periodo en el que la familia Tablada de Diego se asienta en Sepúlveda buscando un ambiente más sano para combatir la enfermedad de una de sus hijas, Carmencita, que finalmente moriría ese último año.
 
 
Información práctica: Para visitar el Museo Lope Tablada es necesario concertar la visita, para lo que se puede llamar a la Oficina de Turismo al teléfono 921 540 425. Más información en la web www.turismosepulveda.es/museos
 
 
Fuente de la noticia: Nº 28 (primavera de 2018) de la Revista “Viajar por Segovia” y www.ssegoviaaldia.es

Comments are now closed for this entry