Descubre si van a cambiar al cura de tu parroquia

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

La Diócesis de Segovia va a ejecutar una importante reordenación en la acción pastoral de las parroquias, lo que acarrea nuevas distribuciones del clero, nombramientos y reasignaciones. El obispo esgrime entre las razones que amparan esta reestructuración el hecho de que «la Iglesia que peregrina en Segovia tiene serias dificultades para atender las necesidades espirituales de sus diocesanos». Estas complicaciones obedecen a la gran cantidad de parroquias, su dispersión y la escasez de sacerdotes. César Franco hace hincapié en «la penuria de vocaciones», y llama la atención sobre «el exiguo número de sacerdotes ordenados en las últimas décadas». Estas circunstancias hacen el estamento eclesiástico en la provincia otee el futuro con «gran preocupación» y le obliguen a «organizar la acción pastoral renovando las estructuras».

En aras de buscar la eficacia, y tras consultar y reflexionar hondamente en el seno del Consejo Episcopal, el prelado anuncia que la reestructuración se va a llevar a cabo de manera progresiva y anticipa que se concretará en cambios en la distribución del clero y en los oficios que se les encomienda; aunque la mayor responsabilidad recae, como es lógico, sobre los sacerdotes incardinados en la diócesis.

La Iglesia segoviana ve «necesario y urgente» potenciar el arcipreste o vicario foráneo y el arciprestazgo en sí. La figura está contemplada en el derecho canónico y el obispo la considera «determinante» en la reestructuración prevista, ya que en su ejercicio del oficio de párroco estará ayudado por los vicarios parroquiales en aquellos lugares que les encomiende el prelado y donde actualmente no hay un sacerdote incardinado a la diócesis. La renovación empezará por el arciprestazgo de Pedraza-Sepúlveda a partir del curso 2018-2019, para lo que el obispo ha preparado un decreto específico que entrará en vigor el próximo día 29.

Pero la idea expresada por Franco va más allá y consiste en que la experiencia se extienda a toda la provincia. «Se pretende así, desde la estabilidad que exige el oficio de párroco, dinamizar la pastoral diocesana desde las parroquias que constituyen la cabeza del arciprestazgo y de aquellas otras que cuentan con poblaciones de mayor relevancia, atendiendo como es obvio, al resto de las comunidades parroquiales», afirma el obispo de Segovia. El citado decreto otorga un plazo de tres años al proceso de implantación en el núcleo de Sepúlveda-Pedraza. En virtud de los logros y de las correcciones que haya que ir haciendo, el propósito es el de seguir avanzando «progresivamente» para afianzar la nueva ordenación diocesana.

En algunos municipios no ha sentado bien la noticia del traslado de sus párrocos. Por ejemplo, en El Espinar varios feligreses manifestaron su descontento y rechazo a la decisión del Obispado de Segovia de trasladar a Valentín Bravo. Representantes de la diócesis por su parte, entienden el malestar generado, pero aluden a la disponibilidad a la que están obligados los sacerdotes. Por su parte, y al igual que en El Espinar, en Palazuelos de Eresma también han iniciado una campaña de recogida de firmas para pedir la permanencia de su párroco.

Estos son los cambios decretados por el obispo:

Arciprestazgo de Segovia y La Granja San Medel. Ángel García deja San Millán y es nombrado párroco de Nueva Segovia. A esta parroquia se incorpora como vicario parroquial el sacerdote congoleño Aimé Kukuluka. Fernando Mateo, pasa a párroco la unidad de Cuéllar, Escarabajosa de Cuéllar, Fuentes de Cuéllar, Lovingos y Arroyo de Cuéllar, que ha estado servida por Emilio Calvo, que es nombrado párroco y abad de la Colegiata del Real Sitio de San Ildefonso, Palazuelos de Eresma, Tabanera del Monte y Parque Robledo y Carrascalejo. Estará acompañado por Fidele Nkanza como vicario parroquial. Slawomir Harasimowicz (hasta ahora en El Real Sitio) estará de año sabático. Pablo Montalvo se irá de Palazuelos y recalará como párroco en Cantimpalos y Tabanera la Luenga, en sustitución José María Martínez Nieto, quien sigue con las clases en la Universidad.

Cantalejo-Fuentidueña. Rodrigo Arias será administrador parroquial de Campo de San Pedro, Bercimuel, Cedillo de la Torre, Cilleruelo de San Mamés, Fuentemizarra, Maderuelo, Montejo de la Vega de la Serrezuela, Moral de Hornuez, Valdevacas de Montejo, Valdevarnés y Villaverde de Montejo. Deja las parroquias de Fuentesaúco de Fuentidueña, Fuentidueña, Aldeasoña, Valles de Fuentidueña y Calabazas, que ahora serán atendidas por Casimiro Lamparski. .

Arciprestazgo de Pedraza-Sepúlveda. Jaime Izquierdo será arcipreste-vicario foráneo y párroco de Sepúlveda, Aldehuelas, Castrillo de Sepúlveda, Duratón, El Olmo, Hinojosa del Cerro, Sotillo de Sepúlveda, Urueñas, Villar de Sobrepeña y Villaseca. Además, será párroco, junto con tres vicarios parroquiales, de Navares de Enmedio, Navares de Ayuso, Navares de las Cuevas, Barbolla, Aldonte, El Olmo, El Olmillo (Miroslaw Kozlowski); Prádena, Ventosilla y Tejadilla, Condado de Castilnovo, Castroserna de Arriba, Castroserna de Abajo, Casla, Matabuena, Arcones, Santiuste de Pedraza, Requijada y Gallegos de la Sierra (Delphin Nkano Mbumpwa y Georges Kabasele ).

Unidad de Santa María la Real de Nieva. Alfonso Águeda será el párroco de El Espinar y La Estación.

Comments are now closed for this entry