Concluye la mejora de la vía entre Castrillo y la carretera a Peñafiel

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

La Diputación ha concluido las obras de mejora de la carretera que une Castrillo de Sepúlveda con la vía autonómica de Sepúlveda a Peñafiel. Con esta actuación, incluida en el Plan de Carreteras de 2018, se ha pavimentado y ensanchado un tramo de 2,2 kilómetros, entre los kilómetros 9,300 y 11,500, con una inversión de 105.554 euros.

El pavimento que presentaba este tramo de carretera correspondía a un tratamiento superficial realizado en 1992, que sufría envejecimiento, deterioro en los mordientes y la calzada, con pérdida de betún y disgregación de áridos, lo que obligaba a los equipos de conservación a bachearla en frecuentes ocasiones.

La calzada tenía una anchura variable comprendida entre 4,10 y 5,20 metros, según tramos, por lo que se ha ejecutado su ampliación para conseguir un ancho uniforme de 5,30 metros en calzada.

En la travesía de Castrillo de Sepúlveda se ha actuado además en los tramos más peligrosos, entubando un caz de 40 metros y retranqueando un cerramiento, para seguridad de peatones y vehículos.

La vía está catalogada en el inventario dentro de la Red C. La carretera soporta una intensidad media diaria de tráfico (IMD) de 276 vehículos entre Castrillo de Sepúlveda y la SG-241. No obstante, al tratarse de uno de los accesos a las Hoces del río Duratón, hay constancia de aforos puntuales (por ejemplo, en la fiesta de la Comunidad de Castilla y León) superiores a 2.000 vehículos al día en la entrada a las Hoces desde Villaseca, de los que una parte importante proceden de la carretera SG-V-2411.

El presidente de la Diputación, Francisco Vázquez, acompañado del diputado de Acción Territorial, Basilio del Olmo, y por el jefe de Conservación y Explotación, Arturo Díez, ha visitado esta infraestructura, para comprobar el resultado de la actuación.

Comments are now closed for this entry