Absueltos los acusados del homicidio en Aldehuelas de Sepúlveda

Tras la vista oral, el jurado resolvió declarar no culpables a los hermanos Miguel Angel y Francisco Javier C.L. y el magistrado anunció que dictará una sentencia absolutoria

Siete años han pasado desde que el 29 de noviembre de 2011 Cecilio C.L. falleciera en Aldehuelas de Sepúlveda a consecuencia de las graves lesiones causadas por la agresión presuntamente cometida contra él por sus hermanos Miguel Angel y Francisco Javier. Cerca de 2.500 días han pasado desde el trágico suceso, y en la tarde de ayer la Audiencia Provincial de Segovia ha desentrañado finalmente las circunstancias de aquel día, exculpando a ambos de la agresión en la vista oral con jurado celebrada a lo largo de la semana que concluyó ayer con el veredicto emitido por el jurado que declaró no culpables a los dos acusados.

La vista oral concluyó en la tarde del miércoles con la presentación de las pruebas periciales y las conclusiones definitivas de la fiscalía y de las defensas de los dos acusados, que mantuvieron sus peticiones de 12 años de prisión en el caso del Ministerio público y la libre absolución en el de las abogadas de la defensa.

La deliberación del jurado se prolongó durante toda la jornada, donde los seis hombres y tres mujeres elegidos a tal fin tuvieron que responder al cuestionario elaborado por el magistrado y presidente de la Audiencia Provincial Ignacio Pando Echevarría que recoge las distintas pruebas, evidencias y testimonios para determinar los hechos ocurridos, así como las circunstancias, atenuantes y eximentes que se derivan de todo lo expuesto durante las sesiones de la vista oral.

A última hora de la tarde, el jurado entregó su veredicto al juez en la que fue la postrera sesión del juicio, donde el portavoz dio lectura a las conclusiones del cuestionario, para posteriormente emitir un veredicto de no culpabilidad para ambos acusados, que fue aprobado con la unanimidad del jurado.

Tras dar a conocer el veredicto, el magistrado se lo notificó de forma oficial a los dos acusados, a los que anunció que esta resolución le llevará a dictar una sentencia absolutoria que supone su libertad y que deja sin efecto todas las medidas cautelares sobre ellos.

Los dos acusados, ya absueltos y libres de cualquier presunción de culpabilidad no pudieron reprimir su emoción y se dirigieron al jurado dándoles las gracias por “haber acertado”, ignorando los gestos de sus abogadas para que reprimieran estas manifestaciones.

Posteriormente, Pando Echevarría se dirigió al jurado para expresarle su agradecimiento por el trabajo realizado durante los cuatro días que ha durado el juicio y señaló que en este tiempo “han desarrollado excelentemente su trabajo; y en todos los jurados que he tenido durante este tiempo no he encontrado una motivación tan detallada a la hora de responder al cuestionario, lo que nos ahorra mucho trabajo”.

Comments are now closed for this entry