Solo 10 de los 41 consultorios de la zona de Sepúlveda mantienen la cita presencial

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

La plataforma Sanidad del Nordeste se queja a la Gerencia del próximo traslado de los subcentros de guardia de Ayllón y Boceguillas

La plataforma por la sanidad del nordeste clama por el retorno de los médicos a los consultorios. Una vuelta que los ayuntamientos agrupados en este movimiento exigen que sea física y no virtual ni telefónica para atender a una población envejecida y diseminada con problemas para desplazarse por unas carreteras que en esta zona de la provincia segoviana dejan bastante que desear, subraya la alcaldesa de Boceguillas, Cristina Cristóbal. Como representante de uno de los municipios integrantes de la plataforma, la regidora se queja de que solo diez de los 41 consultorios locales que tejen la cobertura sanitaria del primer nivel asistencial en la zona básica de salud de Sepúlveda han mantenido las citas presenciales de los facultativos con sus pacientes en sus pueblos.

Cristóbal los enumera y coinciden prácticamente con los censos más abultados dentro de un entorno castigado por la despoblación. Son Sepúlveda, cabecera del área; Barbolla; Grajera; Fresno de la Fuente; Cedillo de la Torre; Navares de Enmedio; Villafranca del Condado; Villaseca, y Boceguillas. «En el resto es a demanda», agrega la alcaldesa, que hace cuentas y deduce que «solo el 25% de los pueblos» han conservado la citación presencial en sus respectivos consultorios locales.

La plataforma incide en que esos centros, ubicados en su inmensa mayoría en los núcleos más pequeños, «no se ha pasado consulta presencial desde antes de la pandemia». Es decir, alrededor de un año y medio en el que los pacientes se han comunicado con sus médicos por teléfono. Y si han necesitado verles 'in situ' se han tenido que trasladar.

La zona básica de salud de Sepúlveda consta de 26 municipios, un mapa que se amplía hasta los 52 núcleos de población. En total, son cerca de 3.300 habitantes con tarjeta sanitaria de usuarios de Sacyl, lo que pone de relieve la dispersión geográfica que caracteriza a este enclave del nordeste provincial. Los 31 consultorios locales que han carecido de visitas presenciales durante este tiempo aglutinan a unos 1.390 vecinos que han tenido que desplazarse a otros centros de salud o, si veían que no se les atendía, a los dos subcentros de guardia que cubren las urgencias en este área. Uno de esos puntos de Atención Continuada está en Ayllón y el otro en Boceguillas.

Por cierto, que estos dos y los otros cuatro que operan en la provincia de Segovia se van a trasladar a los centros de referencia en las zonas básicas de salud, según ha anunciado el gerente de Asistencia Sanitaria, Jorge Elízaga, quien rechaza que se utilice por parte de ciertos movimientos y partidos políticos las palabras 'cierre' o 'recorte'. El cambio empezará del 1 de octubre en los subcentros de Santa María la Real de Nieva, Turégano y Aguilafuente.

Los responsables de la gestión de la sanidad pública en la provincia todavía tienen que llegar a un acuerdo con la Gerencia Regional de Emergencias para dar el paso en los dos puntos del nordeste, los más problemáticos por las distancias en kilómetros y minutos. El propio Elízaga ha reconocido en varias ocasiones que la derivación de estas urgencias a un centro de referencia ha de ir acompañada de medidas y recursos que aseguren un tiempo de respuesta desde que se produce el aviso hasta la llegada al lugar de la urgencia inferior a los 30 minutos. La alcaldesa de Boceguillas lamenta la decisión tomada por la administración y muestra su incredulidad porque esa atención que cubre el punto ubicado en su municipio se traslada a Sepúlveda cuando «tenemos un estudio de frecuentación que dice que en el de Boceguillas se ven un 20% más de urgencias que en Sepúlveda».

«Sorpresa» del gerente

Un portavoz de la plataforma Sanidad del Nordeste, Carlos Merino, llama la atención sobre el problema que genera la falta de asistencia presencial en los consultorios. «Lo que se está viendo es que se desincentiva que se pida la cita previa», apunta. La razón es que «hay vecinos que se han pasado cuatro o cinco días llamando sin que nadie les conteste y al final prefieren ir por urgencias». Merino agrega que cada vez es más frecuente que los médicos solucionen la consulta por teléfono, una medida 'heredada' de los peores momentos de la pandemia, cuando se cerraron consultorios para prevenir contagios.

La plataforma se reunió recientemente con el gerente de Asistencia Sanitaria, quien mostró su «sorpresa» ante la queja por la falta de consultas presenciales. La agrupación señala que Elízaga iba a indagar sobre esta circunstancia, ya que los consultorios locales deberían estar en funcionamiento, siempre bajo cita previa. Asimismo, reprochan al gerente la pérdida de facultativos en el área de Sepúlveda. «Afirman que no quitan médicos, pero en realidad es que de nueve profesionales que deberían atender la zona básica ahora son siete, los otros dos quedan a disposición de toda la provincia», critican los portavoces del grupo que rechaza la reorganización de la Atención Primaria planteada.