La Diputación pone en valor el románico de Duratón y Sepúlveda

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado

Vuelve la campaña de visitas turísticas 'Viajero, yo te enseñaré Segovia'

El arte románico de Duratón y Sepúlveda protagonizó el pasado fin de semana la primera salida del programa turístico de la Diputación ‘Viajero, yo te enseñaré Segovia’. De la mano de los guías oficiales de Turismo de la provincia, los participantes descubrieron la historia de ‘La cuna del románico segoviano’, y, durante toda la mañana pudieron conocer la riqueza arquitectónica de la zona. Durante más de dos horas, visitaron la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción en Duratón, una de las iglesias románicas más bonitas de la provincia, construida durante el siglo XII, y en la que pudieron admirar su bellísimo atrio con una espectacular colección de capiteles. Posteriormente se desplazaron a la Villa de Sepúlveda para contemplar el edificio románico más antiguo de la provincia de Segovia, la Iglesia de El Salvador, declarada Bien de Interés Cultural.

Después de pasear a través de estos paradigmas del románico castellano, los visitantes continuaron su recorrido por la localidad, en el que descubrieron que este municipio forma parte de un auténtico paraíso de turismo cultural, que deja sin palabras a todo aquel que se anima a visitarlo. Contemplaron la Plaza Mayor, centro neurálgico de la villa, que está dominada por los restos de su Castillo. Mientras continuaron el paseo por las calles sepulvedanas, los guías contaban y explicaban las curiosidades de algunas de las casas blasonadas que se iban encontrando en el trayecto, entre ellas, la Casa del Moro, uno de los ejemplos más destacados de viviendas palaciegas de la ciudad, que sobresale por su llamativa fachada plateresca.

Finalmente, los excursionistas terminaron su recorrido en la Plaza Mayor donde pudieron visitar los encantadores comercios y comprar artículos interesantes y alimentos típicos de la zona, ya que otra de las finalidades de esta programación es apoyar al comercio, la industria y la hostelería para reactivar el sector turístico de la provincia.

La próxima cita del programa será el sábado 10 de julio en Sotosalbos y Trescasas, donde los participantes podrán observar la transición de la arquitectura entre el medievo y el neoclásico. El punto de encuentro será Sotosalbos, donde se encuentra una de las joyas del románico de Segovia, la Iglesia de San Miguel del siglo XII. Según se cuenta en el pueblo, Carlos III mandó construirla para oír misa cuando venía de cacería por estos pagos. La aventura finalizará en Trescasas donde se tiene previsto acceder al interior de la Iglesia de la Inmaculada Concepción.

Las reservas pueden realizarse en la página web del Organismo Autónomo de Turismo de la Diputación, www.segoviaturismo.es, hasta las nueve de la noche del viernes 9 de julio y con un número máximo de cuatro personas por reserva. El precio de la inscripción es de tres euros por persona.